América Vuela
Abril 8 ,2020

3269

Redacción

Fierro2

 

Roberto Fierro Villalobos fue uno de los principales forjadores de la aviación militar y civil en México. Nació en Ciudad Guerrero, Chihuahua, el 7 de noviembre de 1897. En 1917 se incorporó al Ejército Mexicano, para 1920, ya con el grado de capitán ingresó a la Escuela Militar de Aviación, en la que se tituló dos años después. Su primera asignación de combate fue como comandante de escuadrilla, en contra los delahuertistas en los estados de Michoacán y Jalisco.
Posteriormente en compañía de Pablo Sidar realizó una gira por casi toda la república en biplanos Lincoln Standard. En 1926 regresó al combate ahora luchando contra las tribus yaquis, sublevadas en el norte del país, así como contra los cristeros en Michoacán.
En 1928 fue seleccionado para realizar un gran vuelo internacional a los mandos de la aeronave de construcción mexicana BC-2 “Baja California 2”.
El vuelo consistía en una primera etapa en un vuelo directo entre la ciudad de Mexicali y la capital mexicana, mismo que fue realizado el 15 de agosto de ese año, con un tiempo de vuelo de 15 horas. La segunda etapa fue México - La Habana y posteriormente partió a Guatemala, San Salvador, Tegucigalpa, San José y Panamá. El regreso a la ciudad de México lo realizó con escalas San Salvador y Puebla. La recepción fue triunfal al tono de los recibimientos de los grandes héroes de la aviación de aquellos días.
Nuevamente al servicio de las armas, participó en la campaña para sofocar la rebelión escobarista en Chihuahua y Coahuila.
En 1930 fue nombrado jefe de la Aeronáutica Civil de la Secretaría de Comunicaciones y Obras Públicas SCOP, en esta gestión organizó otro gran vuelo, esta vez ente la ciudad de Nueva York y la ciudad de México, el cual ser realizó el 21 de junio de 1930, con un Lockheed Sirius bautizado como “Anáhuac” y adquirido ex profeso, el tiempo de vuelo fue de 12 horas con 15 minutos. Nuevamente el recibimiento en Balbuena fue espectacular, encabezado por el Presidente de la República.
En 1931 fue designado gobernador sustituto de Chihuahua y fundó la Escuela de Aviación Roberto Fierro, uno de los centros de capacitación de pilotos civiles de mayor abolengo en México.
En 1934 fue nombrado jefe de la Fuerza Aérea Mexicana, puesto que desempeñó por los siguientes cuatro años, hasta que tuvo diferencias con los altos mandos por las adquisiciones de aeronaves para la institución, por lo que fue enviado en misión diplomática a Japón, como agregado militar.
En julio 1940 ya con el grado de General Brigadier, fue nombrado nuevamente jefe de la Fuerza Aérea. Durante su gestión reconstruyó los Talleres Nacionales de Construcciones Aeronáuticas, en donde se construyeron los aviones Ares y se realizaba el mantenimiento de las aeronaves de la FAM, por lo que creó la Escuela Militar de Mecánicos de Aviación.
Nuevamente en el ámbito civil, funda con sus hermanos la compañía Transportes Aéreos de Jalisco, pero regresa a comandar de nuevo a la FAM en 1952, ya con el grado de General de División, hasta abril de 1959.
Pasó a mejor vida en la ciudad de México el 19 de julio de 1985.

Comentario Editorial

Con la opinión de Héctor Dávila

Director de América Vuela

LA HISTORIA DE MI AVIACIÓN
Siempre lo tuve claro: no quería dedicarme a otra cosa en mi vida que no tuv...
DEL COVID-19 AL AGUSTA DE PUEBLA
El tema del infame Coronavirus es el medular en todas partes del mundo, y su terrib...
CUANDO EL VIRUS DERRIBÓ AL AVIÓN
El ataque del Coronavirus está resultando mucho peor de lo esperado, pues no...

Archivo de Personalidades

Articulos
ESCUADRÓN 201
Por Héctor Dávila

Esta es una nueva versión, corregida y aumentada, del relato periodístico más completo sobre la historia del Escuadrón 201, originalmente escrito en 1993, ...

Articulo Completo