375

Por Enrique Lira

Este 25 de diciembre el Gobierno Federal organizó una conferencia de prensa en la que el Secretario de Comunicaciones y Transportes, Javier Jiménez Espriú, señaló que respecto al accidente aéreo en Puebla, en el que fallecieron la gobernadora Martha Erika Alonso y su esposo el senador Rafael Moreno Valle, se ha iniciado una profunda investigación en la que participarán los fabricantes del helicóptero y de los motores del mismo, así como la National Transport Safety Board (NTSB) de los Estados Unidos y las autoridades nacionales. De igual forma insistió en que se deben evitar especulaciones sobre todo a nivel de las redes sociales, que por su parte las autoridades estarán informando a la opinión pública de cualquier avance conforme se vayan dando.

Sin embargo, horas más tarde el ingeniero Carlos Morán Moguel, Subsecretario de Transporte, informó que no sería posible que de momento la NTSB ayude en las investigaciones del accidente, debido a los conflictos en Estadis Unidos entre el Senado y el Presidente.

Por otro lado, la Secretaria de Gobernación informó que expertos de la Secretaria de Marina examinaron los restos del helicóptero y no encontraron rastros de explosivos.

Conferecia