759

 VillasanaP

 

Oficialmente Fundador de la Aviación Civil Mexicana, nació en Pachuca, Hidalgo, el 10 de febrero de 1891.
En 1910 estudió en el instituto científico y literario de Pachuca, donde se adentró de lleno a las matemáticas, la física y la aerodinámica.
Pronto inicia el diseño de sus primeras aeronaves; con una fuerte inspiración por los vuelos de los hermanos Wright, a los 18 años, junto con otros apasionados del aire, fundó en 1909 la primera organización en México con fines aeronáuticos: "La Sociedad de la Aviación".
De 1908 a 1910, diseñó y construyó una serie de modelos de avión de su propia invención, a los que hizo volar en los llanos cercanos a Pachuca.
El 11 de abril de 1910, logró volar a 700 metros sobre la capital hidalguense. Tiempo después ensayó en el Velódromo de Pachuca con regular éxito un pequeño avión al que le había instalado un motor de gasolina de 15 caballos de fuerza, marca Curtiss.
Ya radicado en la capital mexicana, el 19 de abril de 1912, el general, José González Salas, ministro de Guerra y Marina, del gabinete del presidente, Francisco I. Madero, encarga a Villasana, la construcción de 5 Aeroplanos tipo Deperdussin para el Ejército Mexicano, el primero recibe el nombre de "Latinoamérica".
Gracias, a sus conocimientos de tradición familiar de ebanistas, diseña una hélice con varios tipos de maderas y una nueva técnica de fabricación, que permite alcanzar mayor eficiencia a mayores altitudes. Esta hélice fue bautizada como la "Hélice Anáhuac", la primera de las cuales fue fabricada en la Escuela de Artes y Oficios (Hoy ESIME).
La hélice Anáhuac, se exportó en 1915 a Centro, Sudamérica y Japón, lo que le valió recibir del gobierno de El Salvador reconocimientos por su brillante invención. Así mismo ocurrió con el gobierno japonés, a través del Gral. Nagaoka, comandante del cuerpo aéreo imperial de Japón.

También experimentó con el concepto de aeronave de alas rotativas e incluso construyó un prototipo de helicóptero que estuvo muy cerca de funcionar correctamente.


La sobresaliente actuación de Villasana, dentro de la aviación militar, le permitió ocupar cargos de gran importancia, como teniente técnico de aviación, piloto en jefe de la Escuela Militar de Aviación, dos veces director de la Escuela y Talleres de Aviación Militar, director de los Talleres Nacionales de Construcciones Aeronáuticas TNCA, con el grado de capitán primero, capitán segundo, jefe de la Sección de Aviación Comercial, del Departamento de Aviación Militar y dos veces delegado técnico en aeronáutica militar en la Inspección General del Ejército.

Los TNCA comenzaron como taller de mantenimiento de la pequeña y antigua flota añerea, pero fueron creciendo paulatinamente hasta tener una capacidad considerable y culminar con la fabricación total de aviones y equipo en México. Pronto llegó a contar con las siguientes secciones: Técnica para Proyectos, Dibujo, Carpintería, Mecánica equipada con tornos eléctricos, Química con laboratorios para pruebas de materiales diversos, Fundición dotada por cuatro fraguas, un ventilador Krupp, y un martillo de vapor, así como Motores y Vestidura.

El 23 de abril de 1918, obtiene su título de ingeniero en Aeronáutica en la American Aviation School en Buffalo E.U.
En 1927 fue como delegado mexicano a la Convención Interamericana de Aviación Comercial, en Washington D.C., reunión que se celebraba por primera vez.
Por decreto presidencial el 1 de julio de 1928, crea el Departamento de Aeronáutica Civil y el Ing. Villasana es nombrado primer jefe.
En 1955, el titular de la Secretario de Comunicaciones y Obras Públicas, le impuso la Cruz y Placa de Condecoración "Emilio Carranza", proclamándolo oficialmente: “Fundador de la Aviación Civil Mexicana”.
Murió a los 68 años de edad el 23 de febrero de 1959, Sus restos descansaron por 38 años en el Panteón Jardín de la ciudad de México, hasta que el 17 de diciembre de 1997 en una ceremonia, se trasladaron a la Rotonda de las Personas Ilustres en Pachuca, Hidalgo. En reconocimiento a su labor, el aeropuerto de Pachuca lleva su nombre.

Comentario Editorial
¿AMLOCURAS POPULISTAS O IDEAS DE ESTADISTA?
Por Héctor Dávila C.

Director General de América Vuela

El flamante virtual presidente electo de México, Andrés Manuel López Obrador, sigue firme en cumplir sus propensas de campaña de vender el avión presidencial y cancelar el nuevo aeropuerto internacional (NAIM) o, en el mejor de los casos, concesionarlo.

Las ...

Comentario Completo

Archivo de Personalidades

Articulos
LOS BIMOTORES DEL ING. ÁNGEL LASCURÁIN (Segunda Parte)
Por Héctor Dávila C.

 

El ingeniero Lascuráin y Osio, un gran visionario, se abocó, entrada la década de los cincuenta, al que podría ser su más ambicioso proyecto: un bimotor de pasajeros para uso comercial, especialmente diseñado para condiciones de operación que muy pocos fabricantes de aviones ...

Articulo Completo